May 2021 — ‘The Art of Beauty’ SS21

— Print Issue

Where Beauty And Fashion Meet

La secadora de pelo y su impactante evolución

secadora de pelo

La secadora de pelo y su impactante evolución

Isabel Carus

Desde su lanzamiento a finales del siglo XlV, la secadora se ha convertido en un indispensable en el neceser de toda mujer.

La secadora es una de las herramientas de styling más populares, existe desde años atrás y como buena aliada de belleza, ha ido evolucionando, para ofrecer mejores resultados tanto en la textura capilar como en funcionalidad y beneficios.

En sus inicios solo se encontraba en los salones de belleza más exclusivos de todo el mundo, quienes lograron atraer a más clientas gracias a este invento creado para darle más volumen y estructura al pelo, capaz de crear diferentes técnicas de recogidos, coletas y rulos.

LEE MÁS: ¿Cómo pintarte el pelo (aplicar tintes) en casa como una profesional?

A lo largo del tiempo se han ido experimentando cambios que surgen a partir de la evolución tecnológica que se presenta durante el lanzamiento de cada versión, siempre con algo nuevo que mejorar, se ha priorizado lograr un buen resultado en el peinado a la vez que proporciona cuidado y protección para el cuero cabelludo.

Hacemos un viaje en retrospectiva para conocer la transformación de la herramienta más versátil para trabajar nuestras melenas, la secadora de pelo:

LEE MÁS: ‘Tips’ y tutorial para lograr peinarte con ‘beach waves’ en tu casa

secadora de pelo

1890

La primera secadora eléctrica fue creada en Francia por el peluquero Alexandre Godefoy, quien se inspiró en una aspiradora. La bomba de aire centrífugo creaba un vacío que absorbía el polvo, y el movimiento del motor calentaba los gases de su interior. Lo que hizo Alexandre fue quitar el tubo de la entrada y colocarlo donde salía el aire caliente, fue así que nació la primera versión del secador. Debido a su gran tamaño esta herramienta se encontraba solo en los salones de belleza, al ser también era muy ruidosa y pesada.

secadora de pelo

1911

El estadounidense Gabriel Kazanjian creó la primera patente del secador portátil para usar en casa. La idea fue maravillosa y útil, sin embargo, su estructura pesaba mucho y era difícil de manipular.  Además, eran peligrosos de usar, ya que al contacto con el agua hacían cortocircuito, por lo que fue descontinuada.

secadora de pelo

1920

Durante esta época fue diseñada con piezas más pequeñas, componentes más livianos y una estructura que estaba compuesta por un ventilador y una resistencia que calentaba el aire. Fue inventada por Racine Wisconsin, con las compañías Universal Motor Company y Hamilton Beach. A pesar de las mejoras que se instalaron seguía siendo voluminosa y el aire que sacaban del ventilador era mínimo, aun así, enseguida se volvieron populares en el mercado.

secadora de pelo

1928

Surgen los primeros secadores de pelo que consistían en tubos conectados a una bobina, la cual únicamente generaba entre 100 y 150 vatios de calor (actualmente constan de 2.000 vatios).

secadora de pelo

1930-1940

Surge la secadora de casco, el funcionamiento era prácticamente igual a los anteriores, solo que al encerrar el aire se mejoraba la concentración y dirección hacia el punto principal que es la cabeza; en este año ya generaban 250 vatios de calor.

secadora de pelo

1960-1970

Con la innovación de la técnica y la creatividad de los fabricantes, se logró diseñar secadoras de mano más seguras, potentes y de materiales livianos que fueran resistentes al agua y no se quemaran. Su peso era mínimo y práctico para transportar, además se inventaron motores eléctricos que disminuían energía generando hasta 600 vatios.

secadora de pelo

1980-1990

Gracias a la llegada de las secadoras portátiles se volvió más cómodo tener una en el hogar que ir al salón, afectando directamente a las estéticas. Éstas generaban 1.000 vatios y se podían llevar de viaje, aun así, el aire caliente seguía dañando las fibras capilares a largo plazo.

secadora de pelo

2000-2010

A inicios del siglo XXl ya existen variedad de marcas que ofrecen estas herramientas con tecnología de alta gama, ergonómicas, con eficiencia energética y menor ruido. Dañan menos el pelo, se diseñan con turmalina y cerámica, estos dos materiales hacen que se caliente más rápido y el secado sea más corto.

Surgen las secadoras con tecnología iónica con una tecnología que carga el flujo caliente con iones negativos que descomponen las moléculas de agua sobre el pelo húmedo, haciéndolas más pequeñas y favoreciendo su absorción, tanto por el cuero cabelludo como por la fibra capilar, hidratándolos. Por lo que seca, pero no reseca.