May 2021 — ‘The Art of Beauty’ SS21

— Print Issue

Where Beauty And Fashion Meet

5 claves para entender el ‘facial cupping’

facial cupping

5 claves para entender el ‘facial cupping’

Carla Díaz Katsicas

El uso de ventosas en la cara para obtener un efecto ‘lifting’ inmediato, posiciona el ‘facial cupping’ como una de las técnicas más populares. 

Es muy común que las personas se asusten cuando buscan en internet la palabra cupping, ya que el resultado que se obtiene son imágenes de moretones circulares. Sin embargo, el ‘facial cupping’ es una práctica completamente diferente que tiene sus orígenes en la antigüedad y es utilizada para lograr una tez radiante. Además de ser una de las técnicas más utilizadas por famosas como Jennifer Aniston y Gwyneth Paltrow. Te damos las claves para entender esta técnica a la perfección.

¿De dónde proviene la técnica?

El cupping se utilizaba como una práctica de curación originaria de China, en la que un experto recurre al uso de ventosas sobre la piel para estimular los músculos, lo que hacen las ventosas es crear un efecto de vacío que succiona la piel, aumentando el diámetro de los vasos sanguíneos en la región y como resultado mejorar la oxigenación de los tejidos. Se puede hacer tanto en el cuerpo como en la cara. Tiene usos múltiples entre los que destacan: disminuir la inflamación, aliviar la tensión muscular y mejorar el flujo sanguíneo, igualmente se ha comprobado que promueve la regeneración celular. La razón por la que en la antigüedad, se utilizaba esta técnica era porque se creía que la formación de ventosas mejoraba el flujo de energía positiva en el cuerpo y aunque el cupping está vinculada a la antigua medicina china, estudios prueban que los egipcios también usaron esta terapia.

LEE MÁS: 3 faciales que toda amante de ‘skincare’ debe probar

'facial cupping' técnica

¿En qué consiste el cupping?

Cada sesión es realizada por un terapeuta, la cual dura aproximadamente media hora. Antes de comenzar, se limpia la piel a fondo para luego aplicar aceites terapéuticos y masajear. Para el facial cupping‘ se masajea tanto la cara como el cuello, si es ‘body cupping‘ se masajea la zona que se desea trabajar. Posteriormente se utiliza una máquina especial con ventosas de cristal que harán una succión inversa que crea un vacío y levanta los tejidos faciales. Luego, el terapeuta mueve la ventosa y da un masaje. Después de realizar el procedimiento, se podrá observar las marcas circulares que quedan en la piel, la razón de su aparición es que cuando se succiona con las ventosas, las toxinas acumuladas salen a la superficie generando marcas de color morado y rosáceo. Entre más oscura es la marca, quiere decir que más toxinas se están eliminando. Las marcas irán desapareciendo gradualmente.

¿Cuáles son sus beneficios?

  • Alivia la tensión muscular.
  • Crea un efecto de lifting natural.
  • Promueve la producción de colágeno y de elastina mediante la estimulación de las células.
  • Fortalece los tejidos faciales.
  • Mejora la circulación de la cara.
  • Ilumina la piel.
  • Reduce la hinchazón.
  • Sirve para prevenir la aparición de líneas finas, arrugas y manchas.
  • Disimula las líneas de expresión finas.
  • Tonifica la cara y cuello, especialmente las áreas de la mandíbula y la barbilla.

LEE MÁS: Todo sobre los tratamientos reductivos

¿Se puede hacer en casa?

Los expertos recomiendan realizar este tratamiento de dos a tres veces por semana durante 10 o 15 minutos. Es una técnica que no solo tiene beneficios estéticos, sino terapéuticos por igual. El cupping lo puedes realizar por ti mismo y se recomienda realizarlo por la mañana, para aprovechar el efecto que deja sobre la piel. Lo ideal es trabajar con movimientos de abajo hacia arriba y luego hacia afuera. ¿El resultado? Pómulos definidos y cejas levantadas.

facial cupping en casa

DESCUBRE: Los beneficios de los tratamientos faciales para adolescentes

Fotografías: Cortesía de las marcas, Pinterest e Istock

Video: Net-A-Porter