November 2021 — ‘The Icons Book’ FW21

CHANEL Nº5 manifesto

CHANEL Nº5 manifesto

Begoña Arce

La trascendencia del icónico frasco que guarda el perfume vendido cada 90 segundos alrededor del mundo.

El comienzo de una revolución aromática, la primera de su clase creada en 1921 e inundando la piel de incontables fanáticos durante 100 años, no cabe duda que este será sólo el primer centenario de muchos, para el exitoso jugo que guarda el frasco más emblemático de la perfumería. 

«A woman should wear perfume wherever she wants to be kissed 

— Coco Chanel

Dejando en manos del perfumista nacido en Rusia Ernest Beaux, la tarea, tal vez, más difícil de la maison, encontrar ese olor que justificara la frase de Mademoiselle Chanel. En una época donde las fragancias solamente se componían por una nota, por lo que Ernest presenta una novena de frascos ante Coco, cada uno con una mezcla floral diferente.

Una composición de los ingredientes más lujoso, Gabrielle escoge el quinto bouquet floral, dándole a este el nombre de CHANEL Nº.5, la primer fragancia creada por una diseñadora de modas. A este elixir rico en jazmín y de color ámbar lo guarda una cristalería de estilo minimalista, con acabados que simulan cortes de diamante y con un tapón inspirado en la Place Vendôme de París para acabar de estilizar el frasco. 

Su silueta ha seguido una línea estética de acuerdo a la época, convirtiéndose en un icono del siglo XX. Dicho esto, en 1959 Andy Warhol, uno de los padres del Pop Art, incluye en su serie ‘Ads’ una representación del contorno transparente y simple en contraste de colores, una obra exhibida en el MoMa de Nueva York, que inmortalizó la fórmula del ‘eterno femenino’ en el arte moderno.

Desde 31 Rue Cambon, CHANEL Nº.5 se esparce por el mundo a partir de la Liberación de París, el acto bélico donde la fragancia de Coco se convierte en el souvenir más aclamado del país, filas de soldados esperando tener en sus manos la botella del jugo más representativo de Francia; llegando a Estados Unidos, Japón, entre otros destinos. 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por CHANEL (@chanelofficial)

«I only wear CHANEL Nº.5.»

— Marilyn Monroe

La voz del símbolo de la feminidad –Marilyn Monroe– trae un nuevo capítulo para la maison francesa, CHANEL Nº.5 entra a la industria de la publicidad siendo el primer perfume en ser el protagonista de una campaña. En pleno auge, la icónica fragancia debuta en los anuncios publicitarios de la final del Super Bowl, siendo todo un éxito. A partir de este momento Jacques Helleu, director artístico de la casa, selecciona rostros como Catherine Deneuve, Candice Bergen, Carole Bouquet, Nicole Kidman y por primera vez un rostro masculino, Brad Pitt para representar el perfume del siglo. 

Una herencia olfativa que ha caído en manos de cuatro perfumistas a lo largo de su historia, Ernest Beaux, Henri Robert, Jacques Polge y ahora Olivier Polge, todos con la estricta misión de proteger el legado y mantener el secreto de CHANEL Nº5. Excepto Robert, estas narices han reinterpretado la quinta fórmula, exponiendo actualmente L’EAU y otras variantes. A cien años de su nacimiento, sigue siendo el perfume más conocido y vendido alrededor del globo, empapando la piel de autenticidad, sofisticación y elegancia durante diez décadas. La trascendencia de un misterio envuelto en cristalería fina que es hoy el icono de la perfumería. 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por CHANEL (@chanelofficial)

Fotografías: Cortesía de la marca.