Bonjour 2022! Año nuevo, accesorios nuevos

Bonjour 2022!

le soin noir

Fotografías de Begoña Arce
Por Inés Abouchard

Dejemos la monotonía de lado: Año Nuevo, accesorios nuevos…

Estamos en medio del invierno, pero eso no debe ser un impedimento para darle ese giro de glamour y diversión que necesitamos en el día a día. Para iniciar este capítulo en blanco, nada mejor que un poco de color y esplendor que estas piezas aportan a nuestro ‘all-time favorite’ de la estación: jeans acompañados del layering de sweaters, abrigos, bufandas, etcétera.

Aquí algunos accesorios imperdibles para subir de tono nuestro look:

BEJEWELLED CUFF, CHANEL

Sus materiales, resina con incrustaciones de cristales, hacen de este brazalete un complemento perfecto para el uso continuo, ya que su versatilidad favorece tanto el dressing up como el dressing down. Al final la decisión es tuya.

Año Nuevo 2022

SLIDE SANDAL, GUCCI

El zapato de tacón grueso y semi-alto en slip in es la forma más sencilla de elevar la cotidianidad. Un par de medias o calcetas por debajo le darán ese toque de edge, además de cubrirnos del frío.

Año Nuevo 2022

SERPENTI VIPER RING, BVLGARI

Un banda en oro de 18 quilates engastados con diamantes puede sonar como una pieza sumamente llamativa, y lo es. Este anillo —en forma de serpiente, como su nombre recalca— pertenece a una de las colecciones más emblemáticas de Bvlgari, la casa de joyería romana por excelencia: Serpenti Viper.

Año Nuevo 2022

HANDBAG, LOUIS VUITTON

Esta versión del tradicional bolso de mano hace guiños al los inicios en marroquinería de la casa Louis Vuitton, cuyos baúles forjaron la impecable reputación de la que la casa goza hoy en día.

SILK CARRÈ SCARF, HERMÈS

La clásica mascada de seda Hermès fue introducida en 1937, sin embargo, fueron Grace Kelly y Jackie Onassis quienes la popularizaron en la década de los 50. Cada meticuloso diseño lleva en promedio 27 colores con motivos tan variados que van desde elementos ecuestres y náuticos hasta florales. Además, cada retazo está elaborado en seda china, lo cual convierte al ‘silk carré’ en el elemento clave para la temporalidad.