Esto es lo que le sucede a tu cuerpo cuando dejas de comer azúcar

Llevar una dieta balanceada no quiere decir que ingieras una menor cantidad de azúcar, ya que esta se encuentra escondida en alimentos que pensaste que no la incluían

Generalmente, pasamos nuestros días cuidándonos y evitando alimentos altos en grasas y azúcar, todo esto con el fin de llevar una vida y una alimentación más sana, pero es importante saber que existe la posibilidad de que tu dieta contenga más azúcar de lo que crees.

Existe una gran diferencia entre azúcar natural y añadida, ya que la primera se puede encontrar en frutas, verduras, lácteos, entre otros -ésta suele ser necesaria para que nuestro organismo funcione de manera correcta ya que además de ser buena, nos brinda energía-. La segunda, que es la añadida, no solo se encuentra en alimentos como pasteles, pan dulce y galletas, si no que también puedes encontrarla tanto en cereales y pastas como en jugos, granos de café y otros alimentos que ingieres en tu vida diaria pensando que están libres de esta.

 

 

Comer alimentos que contienen un alto nivel de azúcar añadida puede afectar al cuerpo de muchas maneras, ya que no solo ayuda al aumento de peso, si no que también puede provocar problemas de salud y enfermedades en el corazón. Esta azúcar suele ser mala ya que es alta en fructuosa y glucosa, que en exceso, dañan de diferentes maneras al cuerpo. En seguida te contamos los beneficios que tiene dejar de comerla.

1. Tendrás menos hambre

Comer dulces puede ser bastante satisfactorio e incluso a corto plazo, puede resultar ser llenador, pero el problema de esto, es que suelen ser calorías vacías que no proporcionan nutrientes ni una sensación de saciedad, por lo que poco tiempo después, comenzarás a tener hambre o antojo por otros alimentos altos en azúcar. Intenta cambiar tu consumo de golosinas por frutas o alimentos altos en fibra ya que estarás mas satisfecha y serán menos calorías.

2. Descansarás más

Cuando comes alimentos dulces antes de acostarte, tu nivel de azúcar en la sangre aumenta provocando que tu cuerpo libere hormonas afectando a tu estado de sueño y brindando un aumento de energía e incluso de ansiedad por lo que dormir te resultará difícil.

3. Tendrás mayor retención

Se cree que llevar una dieta rica en azúcares añadidas, puede obstaculizar el aprendizaje e incluso la memoria. Se necesita glucosa para alimentar al cerebro, pero en exceso podría ayudar a contraer enfermedades como el Alzheimer.

4. Disminuye el riesgo de padecer diabetes  

Un consumo alto en azúcar, suele ser una de las razones principales por las cuales las personas contraen esta enfermedad. Esta ocurre cuando el páncreas no puede producir suficiente insulina para procesar la glucosa, lo que provoca un aumento excesivo de azúcar en la sangre. También, el azúcar puede hacer que aumentes tanto de grasa como de peso, lo que también provoca que seas más propenso a desarrollar esta enfermedad.

5. Tu piel mejorará de manera notable 

Los alimentos altos en azúcar, pueden provocar brotes de acné en la piel debido a que cuando los niveles de azúcar en la sangre aumentan, la hormona que provoca la producción de acné se altera. Las personas propensas a este problema, deben de reducir su consumo con el fin de evitar la producción de sebo.

Si eres amante de los alimentos dulces, intenta cambiar los que contienen azúcar añadida por natural y cuéntanos que tal te funciona.

Fotografías: Pinterest