Cover-lbeaute-agosto-2019-246x300

Spring-Summer 2019

Sé parte de nuestra comunidad

10 razones por las que no estás perdiendo peso

Si a pesar de los esfuerzos que hiciste por mantener tu figura a principios del 2018 no logras disminuir ni un gramo, te decimos a qué debes prestarle atención para ver resultados lee a continuación:

 

  1. No estás siendo constante.

 Si haces ejercicio esporádicamente y comes sano de vez en cuando, no te engañes pensando que es suficiente. A menos que tengas dado genes extraordinarios deberás dedicar tiempo y esfuerzo constantes para lograr tus objetivos. Eso significa entrenamientos de resistencia por semana y un poco de cardio adicional.

View this post on Instagram

Spot the Hollywood sign 👀

A post shared by elsa hosk (@hoskelsa) on

 

  1. Estás desarrollando músculo.

 

Recuerda que el peso y la grasa son dos cosas diferentes. A medida que entrenes más y aumentes tu masa muscular, también aumentarás el peso general, ya que el músculo es más pesado que la grasa. También recuerda que mientras más músculo tengas, más potencial tendrás para quemar grasa.

 

  1. Tu rutina de ejercicios no es variada.

 

Si haces lo mismo una y otra vez, tu cuerpo aprende y desarrolla la memoria muscular para esos movimientos en específico. Con el tiempo, tu cuerpo se adaptará y ya no será desafiado. Es importante cambiar constantemente, confundir a los músculos y hacer que sigan adivinando. Esto significa estiramiento, ejercicios de resistencia y cardio. NO uno o el otro.

 

  1. Hiciste un detox de jugos.

 

Diversos estudios han demostrado que hacer una limpieza de jugos no es la respuesta a la pérdida de peso a largo plazo. Mientras que al principio verás cómo se derriten tus kilos extras, estás perdiendo principalmente agua y peso de carbohidratos, eso volverá, y también estás poniendo tu cuerpo en un estado de shock agresivo. Lo mejor es evitar «soluciones rápidas» y apegarte a un método constante de ejercicio y dieta.

 

View this post on Instagram

happy girl 😋

A post shared by Karlie Kloss (@karliekloss) on

 

  1. No desayunas.

 

No comer nada en el desayuno casi garantiza que recuperarás las calorías perdidas más adelante en el día, o que no consumirá las calorías necesarias para pasar el día eficientemente. Esto puede tener un efecto adverso en tu metabolismo, alentarlo y potencialmente aumentar el aumento de peso. En lugar de saltarte el desayuno, intenta agregar algo que contenga proteínas como un huevo sobre aguacate y pan tostado, o un licuado de proteína.

 

  1. Te enfocas en hacer cardio.

 

Al usar cardio solo como entrenamiento, no estás preparando tu cuerpo para el éxito. Necesitas músculos más fuertes para ayudar a aumentar su potencial para quemar grasa y aumentar la cantidad de calorías que pierdes al día. Comienza incorporando pesas para obtener un buen cuerpo tonificado y delgado.

 

 

  1. No comes antes de hacer ejercicio.

 

Tomar un pequeño refrigerio antes de cada entrenamiento basado en proteínas, puede mejorar el rendimiento y hacerte quemar más calorías durante la sesión y durante el resto del día.

 

  1. Te causan estrés los números que ves en la escala.

 

¡El peso no es más que un número! Cuanto más te obsesiones con un número en el que quieres estar, más desalentador puede ser. Es importante controlar los niveles de ansiedad y utilizar el control del estrés para ayudar a promover la pérdida de peso adicional.

 

  1. Tomas refresco (aunque sea de dieta).

 

Las personas que consumen bebidas dietéticas terminan consumiendo tantas calorías diarias como las personas que incorporan azúcar en su dieta. Muchos de los productos químicos que se encuentran en las bebidas dietéticas también pueden ser responsables de la hinchazón e incluso del aumento de peso. Lo mejor es evitarlos por completo y apegarse a cosas como el agua con gas o las bebidas como el té helado herbal.

 

  1. Eliminaste por completo los carbohidratos.

 

Esto en realidad puede conducir a una ganancia de grasa con el tiempo, además de tener mucha menos energía para sus entrenamientos. Tu cuerpo necesita carbohidratos para alimentarlo durante el día. Sin embargo, es importante consumir carbohidratos que tu cuerpo pueda usar fácilmente como pan integral, arroz integral y quinoa. ¡El único requisito es consumirlos con moderación!

 

View this post on Instagram

🍕🍕🍕

A post shared by Taylor Hill (@taylor_hill) on

Estas son las razones por las que no perdías peso cuando estabas a dieta, incluye estos hábitos en tu vida y notaras el cambio.

Fotografías: Pinterest