Fast like a girl: los tips que aprendimos del ayuno intermitente

Fats Like A Girl: los tips que aprendimos del ayuno intermitente

le soin noir

Sofía Zuckermann

Hoy en día, está muy hablado el concepto del ayuno intermitente, ya que tiene increíbles beneficios para la salud. Es tan comentado que muchos doctores recomiendan integrar este estilo a tu vida diaria, pero es importante tener en cuenta que las mujeres tenemos que seguir otros patrones de horas para que realmente podamos adquirir los privilegios integrales. Pero no te preocupes, aquí te vamos a platicar y explicar cómo hacerlo.

Ayuno intermitente

¿Qué es el ayuno intermitente?

Es un patrón alimenticio que alterna periodos de ayuno con periodos de alimentación.  En lugar de centrarse en qué alimentos comer, el enfoque principal está en cuándo comer.

¿Cuáles son los beneficios?

  • Pérdida de peso
  • Claridad mental
  • Mejora la calidad de sueño
  • Mejora la sensibilidad a la insulina
  • Ayuda a balancear las hormonas
  • Reduce el riesgo a enfermedades cardiovasculares
  • Promueve la lonegvidad
  • Mejora el metabolismo

Como mencionamos anteriormente, el ayuno intermitente para las mujeres es más complejo de lo que parce, ya que tiene que ser completamente personalizado. Dr. Mindy Pelz la autora del best seller, “Fast Like a Girl”, explica extensamente en su libro cómo lograr ayunar correctamente para mejorar la salud integral de la mujer.

Estos son los tips que aprendimos del libro “Fast Like a Girl”

  1. Coordinar las horas de fasting de acuerdo al ciclo menstrual

Para entender esto, necesitamos aterrizar el ciclo mentsrual, ¿qué es el ciclo menstrual? Es el proceso hormonal por el que pasa el cuerpo de una mujer todos los meses para prepararse para un posible embarazo. Y no, no solo tenemos la fase de la ovulación y la menstruación, es mucho más complejo que eso.

La doctora mide este ciclo en tres partes, ¿por qué? Porque hay distintas hormonas que actúan en estos periodos y al hacer ayuno las ayudamos a que tengan mejores resultados y logremos balancearnos y sentirnos bien todo el tiempo.

2.  Usar el ciclo de ayuno a tu favor

Existen tres fases, cinco hormonas, seis distinas duraciones de ayuno y dos estilos de alimentación:

The Power Phase

El momento donde podemos ayunar más tiempo (mínimo 13 horas) porque es cuando nuestras hormonas sexuales están más bajas. Esta fase es cuando estás mensutruando (el inicio del ciclo), ya que tu cuerpo se está dedicando a producir estrógeno y hay que darle mucho enfásis y tiempo a este proceso.

Otra fase del ciclo que se usa la Power Phase es después de la ovulación (a los 16-19 días). Aquí nos encontramos con otro bajón hormonal, lo que hace que probablemente te sientas más down, sin tanta energía ni claridad mental. Es el momento ideal para entrar a ciclos de ayuno más largos, donde podrías reparar tu intestino, quemar más grasa, mejorar tus niveles de dopamina y resetar tu sistema inmunológico.

En esta fase la meta es mantener nuestros niveles de glucosa e insulina bajos, por eso una dieta baja en carbs, es la mejor opción.

Manifestation phase

En esta fase tus hormonas (testosterona y estrógeno) están en su pico más alto y tus niveles de progesterona suben. Aquí todas tus hormonas se alinean para sentirte al 100, te sientes súper motivada, tu libido está alto, es el momento ideal para socializar. Aquí la meta no es ayudar a la producción de hormonas, sino que éstas se metabolicen ¿qué? Metabolizar una hormona es romperla en una forma específica para que tus células se puedan beneficiar de ella y que sea mucho más fácil deshecharla para cuando ya no la necesitas.

Lo que la doctora recomienda en esta fase es hacer fasting de 13 a máximo 15 horas y optar por alimentos que ayudan a nutrir estas hormonas, por ejemplo: vegetales verdes como el brócoli, coles de bruselas, arúgula, frutas como las moras azules, frambuesas y proteínas altas en grasas y Omega 3 como el salmón.

Nurture Phase

Esta fase es súper importante, aquí es cuando hay que procurarnos mucho como mujeres y darnos lo que nuestro cuerpo nos pide. Es la última del ciclo mensutrual (desde el día 20 hasta la mestruación). Aquí no se recomienda hacer ayuno, lo que hay que hacer es comer sano, y añadir alimentos como papa, frijol, calabazas, lentejas, quinoa, etc. También se recomienda hacer actividades físicas no tan exigentes, por ejemplo, yoga y caminatas largas.

3. Tu cuerpo está hecho para auto sanarse y regenerarse, es híper inteligente y hay que darle el cariño que merece con la oportunidad de que trabaje dignamente y se resetee todos los días, por medio del ayuno.

LEER MÁS:5 productos para seguir complementando tus hábitos ‘wellness’