7 claves para mantener un pelo de impacto durante el invierno

Las bajas temperaturas, el viento, la contaminación y las lluvias son algunos de los causantes de una  melena dañada. Si a esto le sumas el calor  de las herramientas de estilizado, el resultado puede llegar a ser irreversible

Al igual que la piel, el pelo necesita estar humectado y protegido durante los meses de climas fríos. La resequedad, deshidratación, caspa, descamación del cuero y pérdida de brillo, pueden ser algunos de los problemas que se llegan a presentar en esta época, si no se tiene ciertos cuidados. Por lo que mencionamos algunos consejos que pueden ayudar a evitar estos problemas.

1.  Evita lavarlo diariamente

Naturalmente, el pelo libera aceite para prevenir que se seque y el uso del shampoo de manera diaria promueve la eliminación de estos óleos lubricantes. Si a esto le sumamos las bajas temperaturas, tenemos la dupla necesaria para que el pelo se vea y se sienta reseco desde la raíz hasta las puntas. Sin embargo los cueros cabelludos con tendencia grasa necesitan deshacerse del exceso y en estos casos la aplicación de dry shampoo es la clave del éxito.

Dry shampoo de Livingproof

 

2. Eres lo que comes

Alimentos ricos en vitaminas, minerales y aceites naturales, son una forma segura de darle al pelo lo que necesita para que esté más saludable.  Todos estos suplementos ayudan al crecimiento del mismo, así como a estar fuerte durante el invierno. Esta dieta debe contener vitaminas C, A, E y hierro, los cuales se pueden encontrar en muchas frutas y verduras, carne, pescado, nueces y algunos cereales.

3. Evitar baños con agua muy caliente

Esto puede dañar el cuero cabelludo, favorecer la caída del pelo y aumentar la posibilidad de contraer caspa, resequedad y deshidratación capilar. Esto, en conjunto con los cambios de temperatura, puede resultar en una melena más débil y sin brillo, por lo que se recomienda lavarse con agua tibia y dar el último enjuage con agua un poco más fría de lo normal para cerrar las fibras. 

4. Usar ‘shampoo’ sin sulfatos

Este ingrediente es muy común en cualquier tratamiento capilar y puede causar problemas en el pelo al eliminar los aceites naturales y resecar el cuero cabelludo. El shampoo sin sulfato es ideal para quienes son propensas a la resequedad, es por eso que utilizarlo en esta temporada ayuda a mantener la melena hidratada.

Shampoo Evercurl de L´Oréal Paris

 

5. Cortarlo continuamente

Este proceso debería de convertirse en un hábito y hacerse periódicamente. Los cortes ayudan a tener menos nudos, desenredar fácilmente y realizar peinados mucho más fácil, lo que resultará en una melena más saludable y fácil para manejar en el invierno.

6.  Utiliza diferentes tratamientos

Existen  diferentes compuestos que pueden ayudar al pelo a mantenerse saludable, uno de ellos es el aceite de argán que por sus diferentes vitaminas y minerales, ayuda a hidratar a profundidad contrarrestando la resequedad que promueve el clima y a proporcionar brillo. Si continuamente utilizas plancha o secadora, es fundamental utilizan también un protector de calor.

Aceite de Moroccanoil

 

7. Evitar usar coletas

Este peinado puede llegar a ser muy cómodo, pero partiendo de la base que con las bajas temperaturas el pelo se reseca y tiende a quebrarse, es recomendable sustituir la básica sleek ponytail por una trenza suelta o en dado caso usarla con menos presión y a diferentes alturas cada vez, para así evitar demasiada presión en un área en específico. ¿Lo más importante? Atarlo únicamente cuando esté completamente seco.

Y tú, ¿Estás lista para ponerlos en práctica?

Fotografías: Pinterest